Dahl y los caminos de la democracia

«La mayoría de la gente nunca consintió en ser gobernada por quines se pretendían sus superiores; fue forzada a serlo. Esta concepción y práctica más antigua de ninguna manera ha desaparecido, ni siquiera en nuestros días. De una u otra forma, la disputa sobre el gobierno de “uno, unos pocos, Leer más…